smart

 

Hace dos décadas se lanzaba al mercado uno de los vehículos de producción más inusuales de la historia: el smart para dos o smart cupé para ciudad, como se le llamaba entonces. Un auto claramente diferente a los convencionales, con un diseño que ahorra espacio al máximo, con salientes cortos, un largo mínimo y un ángulo de dirección altísimo. Sus dimensiones, en su versión actual –tercera generación desde 2014–, así lo atestiguan: 2, 69 metros de largo; 1,66 de ancho y 1, 55 de altura. Pero, además, destaca su impresionante diámetro de giro, de 6, 9 metros, con lo cual dobla muy bien al punto de sentir que gira sobre su propio eje.

Si vamos para atrás a 1997, a su presentación formal en el Show Internacional del Automóvil de Frankfurt, el smart dio sus propias respuestas originales a temas muy desafiantes de la movilidad urbana individual que al día de hoy siguen más que vigentes. La producción de este modelo empezó en julio de 1998 y 20 años después se vuelve evidente que la idea caló hondo, con más de 2,2 millones de smart vendidos hasta la fecha.

Gracias a sus innovaciones técnicas y un diseño que combina funcionalidad con alegría de vivir, el smart se convirtió en un auto de culto. Para mejor, continua fiel a su rol pionero: es la primera marca de auto con su vista puesta en un cambio de motor de combustión a manejo eléctrico.

En marzo pasado, aterrizaron en el Salón del Automóvil de Ginebra los primeros modelos de serie de la familia EQ: los smart EQ fortwo y smart EQ forfour. Con esto se pasan los smart a la nueva división de vehículos eléctricos EQ, que ya se adelantó en 2016. Como novedad, estos eléctricos se pueden conectar con la App smart EQ control, a través de la cual se puede gestionar la climatización para encontrar la temperatura adecuada antes de subir, buscar un punto de recarga, pagarla y estar al día de los eventos de la zona.

Todos los smart con propulsión eléctrica llevan de serie un cargador de a bordo de 4,6 kW. Con él, una batería vacía se puede cargar con relativa rapidez: en la base de carga mural en menos de 3,5 horas; en la caja de enchufe doméstica en menos de seis horas (del 10% al 80%). Mediante la App se puede supervisar a distancia el proceso de carga y controlarse otras funciones tales como la carga inteligente. Adicionalmente, se puden equipar con un nuevo cargador rápido de 22 kW.

EQ ofrece u nuevo ecosistema de movilidad eléctrica formado por productos, servicios, tecnología e innovaciones: el espectro abarca desde vehículos eléctricos hasta acumuladores de energía en casa, pasando por bases de carga mural y servicios de carga.

En sintonía con el medio ambiente, esta generación de smart introducida en 2014, despliega una cara muy simpática que pisa firme. Un rasgo decisivo de este rostro simpático es la rejilla con la firma de smart con el logo en grande. La estructura de la rejilla perforada surge de un patrón como de panal. Esa textura produce un efecto que se mimetiza a la perfección con el exterior. Las lámparas frontales en forma de rombo están levemente truncadas en la parte alta lo que produce un efecto deportivo muy sugestivo. Las luces diurnas con forma de U agregan un elemento interesante en lo que es el diseño. Combinado con el paquete de LED y sensores, las lámparas incorporan una función cómplice: cuando el auto está abierto, la luz en estas lámparas pulsa, como si el auto estuviera dándole la bienvenida a su propietario.

Artículos Relacionados