Cruceros Travesía Sur

Una imagen para guardar en la retina: la inmensidad del Pacífico Sur, la cordillera de Los Andes que se hunde en el mar y forma un archipiélago en su lento declinar, una embarcación que rescata en su estructura y diseño gran parte de la cultura de la zona, y ocho personas que navegan por las islas del sur de Chile a todo lujo.

El archipiélago de Chiloé, 90 kilómetros al suroeste de Puerto Montt en la zona de Los Lagos, está formado por una gran isla y alrededor de 40 islas e islotes menores. La extensa isla, la Isla Grande de Chiloé, está separada del continente por un tranquilo mar en donde emergen las cimas de las estribaciones de la cordillera tras el hundimiento del valle central en el océano. Embarcándose en el pequeño puerto de Dalcahue en la Isla Grande, este programa propone por cuatro días y tres noches recorrer los rincones más impresionantes del archipiélago. Travesía Sur, la empresa que ofrece este paquete, recoge a los pasajeros en Puerto Montt, o en el cercano Puerto Varas, y allí los deja de regreso luego del paseo.

El programa, además de poder contemplar paisajes de ensueño, permite otras actividades como acercarse a la gente del lugar y a sus costumbres. Incluye visitas a ferias artesanales y las iglesias de madera repartidas en las distintas islas, construidas hace más de un siglo, que han sido declaradas Patrimonio Mundial por la UNESCO. Se recorren los astilleros del pueblo de San Juan, dedicado por siglos a la construcción de embarcaciones de madera y a reparar aquellos barcos que cruzaban de Atlántico al Pacífico por los bravos mares del Estrecho de Magallanes. Como parte del programa se enseña a pescar a la manera tradicional y a instalar las trampas para la centolla. Si hay suerte, los viajeros podrán degustar su propia pesca.

No faltará el ejercicio físico para atravesar la isla de Mechuque por sus cerros de praderas y bosques para llegar a un antiguo pueblo construido a base de palafitos, coloridas viviendas apoyadas en pilares, típicas de toda la región. En las cercanías de la isla Añihue se podrá presenciar la pesca de la sierra y de cardúmenes de sardinas, además de ostras que extraen buzos locales. Además, es posible disfutar de baños de talasoterapia en la orilla del mar. Grandes tinas de madera se llenan con agua salada la cual es calentada con fuego a leña para proceder con este tratamiento natural de belleza. A la noche, una ancestral cena en un fogón Huilliche (pobladores originarios de las islas), con música tradicional y la posibilidad de profundizar en el conocimiento de los pobladores nativos, en sus vidas, mitos y costumbres.

Temprano en la mañana, si la marea lo permite, la idea es bajar del barco para realizar una de las tareas más habituales y divertidas: “mariscar” o recoger mariscos del fondo marino cuando la marea está baja. Al mediodía se podrían deleitar con los mariscos recogidos preparados en un hoyo en la tierra con piedras calientes, el tradicional Curanto de la gastronomía de Chiloé.

El viaje se hace más inolvidable por la embarcación donde se navega. Ona es un crucero de madera de 17 metros de eslora, construido a la manera tradicional de los maestros locales, en base a una estructura de madera de ciprés con detalles de otras maderas de la región. Con un diseño que ensambla la modernidad con la rusticidad de la zona, este crucero se mimetiza con las demás embarcaciones locales pero ofrece a sus ocho pasajeros la mayor comodidad con los más finos detalles. Cuatro cabinas dobles completamente equipadas y con baño privado, un bar y un living desde donde apreciar en forma permanente la belleza del paisaje, componen el ambiente ideal para esta travesía única. A ello se le suma la presencia, entre los cuatro tripulantes. de un chef de cocina que prepara los más típicos platos isleños con los mejores productos locales.

Esta travesía por los archipiélagos de la Patagonia chilena que cien años atrás fascinó a Charles Darwin, promete. Su geografía majestuosa, su rica historia y su cautivador presente transmitido por la amabilidad y el cariño de su gente, dan cuenta de ello.

 

www.travesiasur.cl

 

Artículos Relacionados